ÚLTIMAS REFLEXIONES

ÚLTIMAS REFEXIONES

Salvador: mis vivencias e inquietudes

↑ Grab this Headline Animator

domingo, 7 de noviembre de 2010

EL PAPEL DE LOS PADRES


 Siempre he defendido que hace falta, ¡y mucho!, pararse, pero no para simplemente descansar, sino que, haciendo también eso, ejercitarnos en meditar, reflexionar y observarnos interiormente y exteriormente. Todo vale con tal de orientarse al rumbo verdadero y a lo que verdaderamente tiene sentido.

Leyendo una buena revista, que me llego por recomendación de mi buena amiga Marisela, y además totalmente gratuita, he encontrado un icono donde se refleja y se afirma lo que he defendido y reflexionado muchas veces en este y otros blogs, así como en comentarios diversos. Inmaculada Galván (ver aquí) representa ese tipo de mujer que reivindica su roll de madre que había diluido con tantos años de profesionalidad y de trabajo.

Ahora, por motivos que dejo que lean de mano directa en el enlace que les he dejado, quiero fijarme en su nueva experiencia como madre, centro de su familia, a la que dedica todo su ser en estos momentos. Descubre y se reafirma en la necesidad de saber parar, pensar y reconducir su vida.

Descubrir estar en familia, hacer cosas que antes eran imposible hacerlas, estar con mis hijas y atenderlas, acompañarlas, aconsejarlas, ayudarlas, orientarlas, acostarlas, despertarlas, servirles el desayuno y tomarlo con ellas, hablarnos y... es un premio sorprendente aparecido después de tomar esta decisión, decisión coherente con sus principios y creencia.

Quiero fijarme en la necesidad de ser madre y en descubrir el gran valor que significa eso. Antes, su marido, que también le toca, ha estado ahí al pie del cañón. Y es que un matrimonio responsable y consciente de sus responsabilidades tienen que conjugar el trabajo con la educación y acompañamiento de sus hijos. Es eso lo que quiero resaltar y en  donde me quiero fijar fundamentalmente. Creo que el ejemplo de Inmaculada y su marido nos sirve para alumbrarnos.

No estoy diciendo que el trabajo y los problemas económicos no haya que buscarle solución y dedicarle tiempo, pero no en aras de abandonar la familia. La familia por encima de todo es nuestra primera responsabilidad y prioridad. Dependemos todos, la sociedad, de que las familias sean bien educadas y cuidadas, pues, ellos, los hijos, serán los padres del mañana y los profesionales del futuro.

Sin criterios, sin virtudes que conserven los valores inmutables, sin educación no sabrán que rumbo tomar, y si no saben donde ir se perderán, y perdidos sufrirán decepción, frustración, vacío... Se encontraran navegando sin rumbo y a merced de los lobos que desean manipularlos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Compartir es esforzarnos en conocernos, y conociéndonos podemos querernos un poco más.

Tu comentario crea comunidad, por eso, se hace importante y necesario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...