ÚLTIMAS REFLEXIONES

ÚLTIMAS REFEXIONES

Salvador: mis vivencias e inquietudes

↑ Grab this Headline Animator

sábado, 17 de abril de 2010

NUESTRA LIBERTAD TIENE QUE SER REDIMIDA.


La mayor aspiración del hombre es ser libre. Siempre, el ser humano, ha luchado por ser libre y la historia está cargada de tintas de libertad. Se ha derramado mucha sangre por conseguirla y los pueblos son pueblos cuando han logrado ser libres. Sin embargo, una vez lograda se han dado cuenta que lo que entendían por libertad no parece ser "libertad", porque en su vida práctica y real no se han sentido libres.

Y es que, posiblemente, no se haya entendido bien lo que significa libertad, o, al menos, no se tenga una idea clara de su contenido más profundo y esencial. En su superficialidad se aplica a tomar decisiones en uno u otro sentido sin tener en cuenta la moralidad del acto a decidir. En la mayoría de los casos se decide en base a intereses económicos, de bienestar, de prestigio, de aspiraciones, de trabajo y...etc. No se busca sino el propio bien y eso determina que no se está actuando libremente sino sometido al propio egoísmo.

Por lo tanto, libertad no puede ser tomar decisiones de cualquier tipo, sino decisiones que busquen la verdad y el bien de todos. Cuando no se actúa así se está sometido a los propios apegos o intereses egoístas. Y no se es libre, sino todo lo contrario. De tal forma que, para ser libre hay que buscar la verdad que sea para bien de todos, sin perjuicio de nadie aunque sea uno solo. No se trata de buscar el bien de la mayoría, sino el bien de la persona humana, aunque sea una. Cada vida es un bien supremo y su valor está por encima de todo.

Esto puede plantear algunas excepciones que tendrán que ser vista sobre el terreno y momento que se produzca, pero la regla es que el ser libre busca el bien del otro. Por lo tanto, el aborto plantea un sometimiento a intereses hedonistas, cómodos, irresponsables y egoístas. Es por lo tanto una forma de rendirse a nuestra propia humanidad limitada e imperfecta que se ahoga en su propie ego.

De ahí que, la libertad tiene que ser "Redimida" porque, el ser humano, no puede alcanzarla por sí solo, ya que su inclinación humana lo inclina a apegarse a las cosas y a depender de ellas. El hombre es un cúmulo de apegos y pasiones a las cuales sucumbe y se somete. Sólo desde una asistencia sobrenatural (ESPÍRITU SANTO) el ser humano puede alcanzar ser libre y vivir en la verdad.

La Verdad nos hace libre porque de otra forma somos esclavos. Cuando buscamos nuestro propio bien, sin tener en cuenta al otro, estamos buscando satisfacer nuestro egoísmo que nos impide compartir con el que necesita de lo que nos sobra o poseemos en abundancia nosotros. Eso nos somete porque, queriendo ser generoso y bueno, nos lo impide nuestra ambición y vanidad.

Necesitamos ser "Redimidos" para, purificados, quedar libres de toda tendencia humana y estar dispuesto a darnos repartiendo nuestro bienestar con el otro. Claro, queda que, sólo la Verdad nos hará Libre, y eso nos viene dado de fuera y condicionada a que nos dejemos, valga la redundancia, libremente, liberar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Compartir es esforzarnos en conocernos, y conociéndonos podemos querernos un poco más.

Tu comentario crea comunidad, por eso, se hace importante y necesario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...